Aún no conviene colocar bonos soberanos en el mercado financiero internacional

21 02 2016

Presentación1

Con la calificación de la deuda soberana de Nicaragua como altamente especulativa de parte de Moody´s Investor (B2), Fitch (B+) y Standard & Poors (B+), comienza a observarse la pretensión de algunos servidores públicos de endeudar a los nicaragüenses con colocaciones de bonos soberanos en el mercado financiero internacional. ¿Por qué buscar nuevas deudas con tasas de interés no concesionales y castigadas por la prima de riesgo?

El presupuesto nacional refleja un déficit fiscal cercano al 2% del Producto Interno Bruto (PIB) y está financiado exclusivamente con un flujo anual de recursos de la cooperación internacional equivalente a 3% del PIB, de tal forma que en un año electoral se continúa manteniendo el esfuerzo fiscal para proteger la posición de las reservas internacionales en poder del Banco Central de Nicaragua (BCN). El exceso de financiamiento externo sobre el déficit presupuestario es depositado en las cuentas que el gobierno tiene en el BCN.

Por otro lado, la caída de los precios internacionales del petróleo y de las materias primas que exporta el país provocan un déficit en la cuenta corriente de la balanza de pagos aproximado al 10% del PIB, que es financiado por flujos brutos de cooperación oficial y de inversión extranjera directa iguales a 17% del PIB, con lo que se facilita el mantenimiento de un saldo de reservas internacionales brutas igual a 2.37 veces el saldo de la base monetaria y a 5.4 meses de importaciones de bienes CIF a finales del año en curso. Así, en un año electoral no se prevén especulaciones cambiarias que pongan en riesgo la estabilidad macroeconómica del país.

Entonces, ¿por qué buscar contrataciones de nueva deuda pública externa con términos comerciales?

A finales de 2011 expiró el cuarto programa de ajuste macroeconómico y reforma estructural, denominado “Servicio de Crédito Ampliado” (SCA), que se suscribió entre el Gobierno de Nicaragua y el Fondo Monetario Internacional (FMI) para el período 2007-2010 y que fue extendido un año más. Al no suscribirse un quinto programa, el gobierno de Nicaragua cerró la ventanillas de préstamos concesionales del FMI para apoyo de balanza de pagos, es decir, para apoyar el aumento de las reservas internacionales brutas del BCN, y también se cerraban las ventanillas de préstamos concesionales del Banco Mundial (BM/IDA) y del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) para apoyo presupuestario, que financiaban la estrategia de reducción de la pobreza con una mayor flexibilidad y capacidad de decisión gubernamental sobre el uso de estos recursos.

Cabe recordar que los préstamos concesionales del Banco Mundial para apoyo presupuestario se suspendieron a partir de 2009, debido a la queja de la oposición política sobre la violación a las elecciones municipales libres y justas de noviembre de 2007. El mayor flujo de cooperación para apoyo presupuestario se observó en 2006, con un total de US$101.8 millones –donaciones de US$69.4 millones provenientes de países europeos y de la Comisión Europea, y préstamos de US$32.4 millones de BM/IDA y Alemania-.

En resumen, el “costo” para el país al no suscribir un quinto programa con el FMI fue la suspensión de los préstamos de divisas líquidas de “libre disponibilidad” para fortalecer la estabilidad macroeconómica, mejorar la gestión de las finanzas públicas, fomentar un clima propicio a la competitividad y la productividad, mejorar la entrega de servicios sociales y alcanzar una mayor gobernabilidad. Además, con el cese de este tipo de préstamos multilaterales no se podrá captar financiamiento multilateral concesional para realizar las reformas estructurales pendientes, tales como las de la seguridad social y del gasto público (la evaluación de los empleos permanentes y temporales estaba programada para agosto de 2011) para facilitar un mayor espacio para la inversión pública. Desde el año de 2012, los préstamos concesionales del BID y del BM/IDA al sector público, conocidos como préstamos de divisas líquidas “atadas” a programas y proyectos, son destinados principalmente a la ejecución de proyectos de inversión pública.

Actualmente, no es necesario ni conveniente endeudar a los nicaragüenses en el mercado financiero internacional, porque los déficit gemelos del país, tanto del presupuesto como de la balanza de pagos, tienen suficiente financiamiento externo. Además, desde hace seis años Nicaragua continúa renovando anualmente un contrato de una línea de crédito de US$200 millones con el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) para apoyar la gestión de liquidez del BCN, y no la ha usado desde que fue establecida.

Sin embargo, la pretensión de endeudarnos en el mercado financiero internacional está siendo fundamentada en el argumento que la calificación de la deuda soberana de Nicaragua es la misma que tiene Honduras, por lo cual es necesario que la población sepa que Honduras tiene un PIB igual a 1.7 veces el PIB de Nicaragua, registra una deuda externa pública equivalente a 29% del PIB mientras que la de Nicaragua es igual a 39% del PIB, y muestra un saldo de reservas internacionales netas que es igual a 1.7 veces el saldo de las de Nicaragua. Por consiguiente, puede concluirse fácilmente que Nicaragua tiene una menor capacidad de pago de deuda soberana que la que tiene Honduras.

Por esa razón, es preferible que Nicaragua continúe contratando deuda concesional en las ventanillas del BID y del BM/IDA para financiar programas y proyectos del sector público, que aún tienen plazos promedios mayores de 30 años con 15 años de gracia, y con tasas de interés cercanas a 2.5%. Con esos términos financieros, el elemento de concesionalidad de la nueva deuda externa contratada por el sector público supera el 35%, que era el nivel mínimo condicionado desde el año de 2005 en los programas de ajuste macroeconómico que se suscribían con el FMI.

Entonces, ¿por qué se pretende endeudar a Nicaragua con la colocación de bonos soberanos en el mercado financiero internacional?

 


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: